En qué consiste el plan de Precios Cuidados relanzado por el Gobierno argentino para combatir la inflación

En qué consiste el plan de Precios Cuidados relanzado por el Gobierno argentino para combatir la inflación

Tiene menos productos que el sistema aplicado por Macri, pero en la era Fernández se incluyen primeras marcas, que son más determinantes en el consumo.

El Gobierno del peronista Alberto Fernández anunció este martes que se volverá a lanzar el plan de Precios Cuidados en Argentina, para suplantar el mecanismo aplicado por la gestión de Mauricio Macri y lograr un control más efectivo en el valor de los alimentos, mientras el país sudamericano intenta reponerse de la crisis económica

Así, de los más de 500 artículos que abarcaban el plan durante la Administración anterior, solo quedan 70: «Había muchos productos que no hacían al consumo esencial de las familias», argumentó el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, durante la presentación.

En efecto, al listado se incorporan más de 240 artículos, y en su gran mayoría son de primeras marcas, por eso se estima que servirán como valores de referencia para influir en el resto del mercado alimenticio. Ahora, el Estado controlará los precios de 312 artículos de forma trimestral, al menos en 2020. 

«Queremos precios visibles»

De esta forma, se calcula que entre el plan de Macri y el de Fernández hay una reducción general del 8 % en los valores, y se espera que los comercios no suban los montos más allá de los límites dispuestos por el Ejecutivo. La medida se aplica para evitar mayores caídas en el poder adquisitivo de los argentinos, que terminaron 2019 con una inflación acumulada cercana al 50 %, mientras los salarios no crecieron de modo proporcional.

Hombre comprando en un supermercado de Buenos Aires, Argentina, abril de 2019.Agustin Marcarian / Reuters

«Queremos productos que tengan precios visibles, con accesibilidad y que se encuentren en las góndolas», expresó el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, durante la rueda de prensa. 

Como innovación, el Gobierno de centroizquierda lanzó una aplicación donde los consumidores pueden comparar los precios de la lista con los del supermercado. Así, los usuarios tienen la posibilidad de escanear el código de barras del envase para informarse sobre el valor que realmente debería tener, por ejemplo, un litro de leche.

Además, desde el sitio de Precios Claros los ciudadanos pueden buscar un producto y conocer con qué precio se vende en los comercios más cercanos a su ubicación, para elegir donde adquirirlo. Asimismo, Precios Cuidados contará con inspecciones de la Secretaría de Comercio.

Según explicaron las autoridades sudamericanas, para que el sistema empiece a funcionar correctamente habría que esperar entre siete y 10 días. 

Críticas por incluir productos no saludables

Tras el anuncio, aparecieron cuestionamientos en redes sociales por haber incluido alimentos o bebidas poco recomendables por los nutricionistas, como Coca Cola y cervezas.

Algunos se escandalizaron al considerar que así se fomenta la obesidad infantil.

Otros usuarios repudiaron las contradicciones discursivas acerca del consumo saludable.

Pero también hubo lugar para las ironías, y hacer comparaciones con la gestión de Macri en materia sanitaria.

Algunos cibernautas defendieron su postura de querer «tomar coquita helada».

Y en un tono más serio, otros se ocuparon de mostrar argumentos económicos para sostener una regulación de precios, incluso en alimentos poco saludables.

Por su parte, durante el anuncio oficial la secretaria de Comercio Interior, Paula Español, resumió: «Volvió la Coca Cola, es el consumo masivo en la Argentina. Simplemente reflejamos el consumo que tienen hoy las familias, y si alguien quiere consumir otra bebida de cola, lo que va a tener es la referencia de este precio». 

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat